El futuro de los taxis autónomos para Uber y su camino a la rentabilidad

391

Recientemente se publicó la noticia de que Uber estaría vendiendo su unidad de negocio enfocada en vehículos que podrían manejarse sin un conductor al volante. La compra estaría al mando del startup enfocada en este sector: Aurora. Sin embargo, eso no deja a Uber por completo fuera de este sector de negocio, la actual CEO de la compañía ocupará un puesto en la junta directiva del startup, para supervisar el nuevo camino que tomará su ex unidad de negocio.

El sueño de los taxis autónomos se empezó a derrumbar para Uber hace algunos años, cuando en un trágico accidente, uno de sus vehículos atropelló a una persona y está termino falleciendo por culpa del impacto. A pesar de ello, Uber tomó cartas en el asunto y se dedicó a fortalecer y mejorar su sistema de seguridad interno para estos vehículos, mediante rigurosos procesos y pruebas. Sin embargo, al tener la necesidad de lograr que su modelo de negocio sea rentable, la empresa comenzó a vender diversos de sus servicios para poder obtener ganancias por otros medios. Este fue el caso con su unidad de vehículos autónomos. Un vocero del startup Aurora comentó que una de las razones por las que les llamó la atención la unidad de Uber fue la mejora significativa en la seguridad que ofrecía este servicio.

¡También te puede interesar!  9 consejos para una cuarentena positiva

La unidad de negocio fue vendida por más de US$ 4,000 al startup y según la CEO de Uber es un paso más hacia la rentabilidad de la compañía. El CEO de Uber comentó que a el diario El Español que «pocas tecnologías son tan prometedoras para mejorar la vida de las personas con un transporte seguro, accesible y respetuoso con el medio ambiente como los vehículos autónomos».

El portal Wired comenta que Los esfuerzos de conducción autónoma de Uber han sido problemáticos. La empresa hermana de Google, Waymo, lo demandó por robo de secreto comercial después de adquirir otro desarrollador de tecnología autónoma, Otto. Después de unos días de juicio público en San Francisco, las dos compañías resolvieron el caso, y Uber prometió mantenerse alejado de la tecnología de Waymo, lo cual causó varios problemas para Uber. Anthony Levandowski, el jefe de conducción autónoma de Uber en el centro del caso de secretos comerciales, fue acusado posteriormente por fiscales federales por su papel en el plan; después de declararse culpable, ahora está cumpliendo una sentencia de prisión de 18 meses.

Por el momento, solo nos queda estar atentos a cuál será el nuevo valor que le de Aurora a la unidad de negocio autónomo de Uber. Pues, con miras cercanas al futuro, la industria de los vehículos autónomos parece estar en subida permanente, con diversos ajustes y regulaciones, pero es certero que se volverá una realidad para muchos más temprano que tarde.

¡También te puede interesar!  La llegada de Perseverance a Marte

Artículos similares: