Tips para llenar tu día de buena vibra y mejorar tu rendimiento

199

Desde que empezó la pandemia, nuestros hábitos han cambiado drásticamente en diferentes aspectos, siendo el laboral uno de ellos.

Y es que con el teletrabajo, ahora nuestro hogar no solo se volvió nuestro lugar de descanso, sino también nuestra propia oficina. Si bien es cierto que ya ha pasado más de un año desde el inicio de esta nueva realidad, hay quienes aun no se terminan de acostumbrar y terminan el día muy extenuados. Incluso, muchos afrontan el día con un rendimiento por debajo de lo normal debido al estrés, la fatiga, u otros factores. Es por ello que aquí recomiendo algunos tips que podrían ayudar a uno a mejorar ese rendimiento y a sentirse mejor.

1.- No hagas de tu habitación tu oficina: Muchos hemos cometido el error en algún momento de llevar nuestra laptop a nuestra cama y trabajar allí porque nos sentíamos más cómodos. Quizás al comienzo podría haber sido una buena idea, pero con el pasar de los días, semanas o meses, el entorno de nuestra habitación se ha ido llenando de esa carga tan frecuente en situaciones de estrés, arduo trabajo y desgaste.

La energía con la que despertamos se va diluyendo conforme dejamos todo de nosotros en nuestros quehaceres laborales. Y si la mantenemos encerrada en nuestra habitación, cuando queramos descansar nos costará aun más, pues hemos convertido nuestro lugar de relajo en nuestro lugar de trabajo, algo que la mente no podrá separar fácilmente. Lo recomendable es acondicionar algún otro espacio de la casa donde poder llevar a cabo esta actividad. La sala, el jardín, algún estudio (de tenerlo), son buenas opciones.

2.- Acondicionar tu espacio de trabajo: Okey, ya hemos detectado un buen lugar en nuestro domicilio para poder trabajar. ¿Alcanza con ello? No necesariamente. Dependiendo de lo que te haga sentir mejor, puedes acondicionar tu espacio con diferentes artículos que te ayuden a relajarte. Recuerdo que en Métrica muchos de mis compañeros colocaban fotos de sus familias, amigos, metas de viaje, entre otros.

¡También te puede interesar!  5 estrategias de crecimiento innovadoras utilizadas por LinkedIn, Twitter, Airbnb, Paypal y más

Seguramente lo hacían como motivación que los empujaba a seguir adelante, que les sacaba una sonrisa cada cierto tiempo. Hagamos lo mismo en nuestro espacio. Podemos colocar, además, algún incienso o difusor de aroma. La aromaterapia ayuda mucho a relajar y calmar la tensión.

3.- Créate tu propio ritual: De hecho, quizás ya varios lo tengamos creado y no nos hayamos percatado. Ya sea iniciar el día yendo a correr, echándote una buena ducha refrescante o escuchando música, siempre será una motivación adecuada para iniciar el día con mejor energía. Podrás notar que si algún día dejas de hacer ello que haces mañana a mañana antes de iniciar la jornada laboral, sentirás que estarás más cansado de lo habitual.

Pero estos “rituales” no necesariamente se aplican solo al inicio del día. Hay quienes optan por escoger un día de la semana en específico para hacer alguna actividad que los mantenga con motivación. Por ejemplo, decidir que todos los lunes irás a almorzar a tu restaurante favorito podría reducir la carga que de por sí siempre genera aquel día que es el que nos reconecta tras descansar el fin de semana. Darle un valor agregado al lunes causará que no lo veas con tan malos ojos después de todo.

4.- Ejercítate constantemente: Para nadie es un secreto que al hacer ejercicio causamos que nuestro cuerpo necesite mayor oxígeno y por ende, nuestro cerebro reciba más de este elemento, lo que ayuda a refrescarlo y cargarlo de energías positivas. Haz la prueba. Sal a correr, a montar bicicleta o ejercítate en tu sala. Incluso una caminata larga a un ritmo adecuado calará en ti, haciéndote sentir más relajado y listo para continuar con tus labores.

¡También te puede interesar!  5 tips para elegir al influencer correcto para tu marca

5.- Prémiate al final del día: Una vez habiendo terminado una larga jornada, no hay nada de malo en engreírnos de algún modo. Pedir un delivery de una cena deliciosa, ir a por un postre, ver una película, continuar nuestra lectura o lo que sea que nos haga felices, le dará a nuestra mente la satisfacción de habernos esforzado mucho durante el día. Además, así nos vamos desconectando de la carga laboral del día y nos preparamos para poder dormir adecuadamente, descansar y despertar mejor al día siguiente.

6.- Sé agradecido: Finalmente, algo que no todo el mundo hace pero debería, es ser agradecido con todo lo que tenemos. En una coyuntura en la cual muchas familias han enlutado por la pandemia, se han quedado sin trabajo o tienen alguna otra complicación, si eres de los que tiene la suerte de no haber pasado por nada de esto, sé muy agradecido.

Incluso si has pasado por alguno de los infortunios antes mencionados, busca ser agradecido pues de todos modos tendrás alguna fortuna que otras personas desearían. Siendo agradecido la vida sentirá esa vibra positiva de tu parte y te regresará a ti, como la energía que atraes. Detente un minuto en tu día y piensa en qué debes agradecer. Te aseguro que te sentirás mucho mejor.

Artículos similares: